Tagliatelle veganas con crema de anacardos, champiñones y espinacas.

La pasta es considerada uno de los “enemigos” de las dietas, pero todo depende del tipo de pasta y del modo de prepararla.

Un plato de pasta puede ser una opción muy saludable y beneficiosa para nuestra salud. Lo importante es consumir todo con moderación, en las cantidades adecuadas, y elegir los ingredientes adecuados.

Esta receta de pasta os va a poner la boca agua y, además, es muy saludable y nutriente.

He utilizado los anacardos para sustituir la nata y hacer la salsa más cremosa y con un retrogusto a queso.

Yo he utilizado tallarines integrales de espelta (link abajo).

Pero si queréis hacer la receta aún más ligera, la podéis preparar con los tallarines de calabacín o los de harina konjac (link abajo).

 

 • INGREDIENTES •

(4/6 personas)

• 450g de pasta integral de espelta
• 250g de anacardos crudos
• 1 cuchara de levadura de cerveza
• 1 cebolla rallada
• 2 dientes de ajo picado
• 2 cucharadas de aceite de oliva
• 200ml de caldo de verduras
• 1 cucharada de hiervas provenzales
• Pizca de sal del Himalaya
• Un pizca de pimienta y
• 500g de champiñones
• 100g de espinacas frescas
• 1/2 cucharadita de nuez moscada.

• INSTRUCCIONES •

  1. En una sartén ponemos una cucharada de aceite y salteamos los champiñones con una pizca de sal y pimienta. (Los cocinamos primero para que suelten el agua y no perturben la cocción de los demás ingredientes).
  2. Una vez cocinados, los retiramos del fuego y los ponemos aparte.
  3. En un procesador de alimentos, trituramos los anacardos crudos con el caldo vegetal y la levadura de cerveza sin que queden grumos (y ya tenemos la crema).
  4. En la misma sartén donde hemos cocinado los champiñones y sin limpiarla, ponemos una cucharada de aceite y sofreímos la cebolla rallada y el ajo.
  5. Cuando esté doradita, añadimos los champiñones salteados, las hiervas provenzales y la nuez moscada y mezclamos todo.
  6. Todo seguido, bajamos el fuego y vertemos la crema de anacardos. Mezclamos todo muy bien y lo dejamos reducir unos 8/10 minutos.
  7. Probamos la salsa y la corregimos de sal y pimienta.
  8. Apagamos el fuego, añadimos las espinacas frescas y tapamos rápidamente (las espinacas se cocinaran con los propios vapores de la salsa).
  9. Ya tenemos lista la salsa ahora solo nos queda cocer la pasta.
  10. Para cocer la pasta, ponemos a hervir en una olla abundante agua salada. Cuando empiece a hervir vertemos la pasta y si os gusta al dente (como a mí) la cocinaremos dos minutos menos de lo que marca el fabricante.
  11. Cuando esté cocida la colamos y la incorporamos a la sartén donde tenemos reposando la salsa.
  12. Mezclamos todo muy bien y ya está lista para servir.

 

IMG_2749

 

 

Un comentario en “Tagliatelle veganas con crema de anacardos, champiñones y espinacas.

¿Qué te ha parecido?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.